lunes, 13 de agosto de 2012

Blue in green

Después de lo que parecía ser lo peor, vinieron cosas aún peores; cuando ya no se entiende nada, entonces la capitana deja todo, incluído el barco, incluídas las bitácoras.
Pero todo va pasando con el tiempo y también creciendo, dejo esta melodía para todos los amigos del blog como tarjeta de invitación a seguir visitándolo y se la regalo a Gusi porque es la gran mano que, cuando me estaba cayendo al abismo, me atrapó y me salvó, igual que un príncipe... mejor que un príncipe.

Ya estoy regresando amigos...

1 comentario:

  1. Qué lindo volver a leerte Capitana, que bueno saber que tenés un príncipe, que alegría saberte escribiendo y más aún esperarte para que lo sigas haciendo. Hace mucho no venía, y siempre un enorme placer leerte. También ando un poco en otra, pero a partir de este Milles, te pienso más cercana deseándote lo mejor de lo mejor.
    Ah! Las letras son para esto, reflejar cómo estamos, no importa más nada: a veces con más luz y otra con sombras, pero los bloggers SIEMPRE CON VOS MAESTRA.
    Mil besos

    ResponderEliminar